Pueblos con encanto

Bookmark Enviar a un amigo/a Cuaderno de Viaje
scroll left
  • Arcos de la Frontera
  • Avistamiento de cetáceos en el Estrecho de Gibraltar
  • Vejer de la Frontera
  • Tarifa
  • Tarifa
  • Arcos de la Frontera
scroll right

 

ARCOS DE LA FRONTERA

Puerta de entrada de la Ruta de los Pueblos Blancos, Arcos es probablemente uno de los pueblos más bellos de España, declarado monumento histórico-artístico. Encaramado en una peña goza de unas vistas excelentes de ganaderías de caballos, toros de lidia, de huertas de naranjos, almendros, vid y olivos, y que podrá ver desde el conocido como balcón de Arcos, en la plaza del Cabildo.

Su actual fisonomía es un legado musulmán de estrechas y empinadas calles; se conserva parte del recinto amurallado, el castillo árabe del S. XV que no está abierto al público al ser de propiedad privada, que contrastan con las fachadas góticas, renacentistas y barrocas de sus palacios y casas señoriales así como sus iglesias entre las que destacan la Basílica de Santa María (S. XVI-XVIII) y la de San Pedro.

En este pueblo y sus habitantes se inspiró el músico Manuel de Falla para componer su famoso "El sombrero de tres picos" cuya historia se desarrolla aquí. La leyenda del Corregidor y la Molinera forma la trama de la novela del mismo nombre de Pedro Antonio de Alarcón en la que se basó Falla.

Puede sacarle partido a su visita a este encantador pueblo con las visitas guiadas organizadas por la Oficina de Turismo, entre ellas una específica para conocer sus maravillosos patios de inspiración andaluza y árabe. Destacar como atractivo su Semana Santa declarada de Interés Turístico Nacional y una fiesta excepcional, la Navidad, donde todo el pueblo se transforma en un Belén Viviente, de Interés Turístico de Andalucía.

Arcos es una de la ciudades más evocadas por los poetas, tanto por los que nacieron aquí como por los que la visitaron. Busque por sus calles algunas de las citas literarias que Pío Baroja, Azorín, Jorge Guillén, Dámaso Alonso, Gerardo Diego, Gloria Fuertes o Fernán Caballero le dedicaron.

La visita puede ser de un día completo y tendrá la ocasión de hacer otras cosas, como  conocer los vinos de la comarca. En Arcos se elaboran vinos tintos que se engloban en la denominación "Tierras de Cádiz". También dentro de esta denominación están los vinos blancos de mesa de la Sierra de Cádiz,  procedentes de los viñedos de Arcos, como el Tierra Blanca de Bodegas Páez Morilla. Cuenta con  bodegas, que crían y etiquetan los vinos tintos Regantío Viejo (Bodegas Regantío Viejo), Viña Lucía de La Vicaría (Bodegas Páez Morilla), y los tintos de Huerta de Albalá, todos ellos de estupenda calidad y que empiezan a destacar en todos los aspectos.

Bodega Regantío Viejo de Arcos propone dos rutas de sabores, una de ellas consiste en la visita a la bodega con degustación de vinos y un posterior almuerzo Bodega Huerta de Albalá.

No se olvide de probar y comprar quesos de la Sierra de Cádiz, Quesos La Cabra Verde

Algar  se encuentra a unos kilómetros de Arcos hacia el sur y es un enclave privilegiado con muchas posibilidades de ocio, senderismo en el Tajo del Águila,  pesca en el río Majaceite, piragüismo y vela en el Embalse de Guadalcacín, así como rutas a caballo. Lo más relevante es el Rally subida a Algar, cita obligatoria para los aficionados al automovilismo y que se celebra todos los años entre marzo y abril.

 Turismo de Arcos de la Frontera

 VEJER DE LA FRONTERA

Este espléndido conjunto histórico, galardonado con el Premio Nacional de Embellecimiento, muestra el legado árabe en su  arquitectura popular con un urbanismo de barrios como la Judería. Muchas civilizaciones pasaron por aquí, fenicios, cartagineses y romanos. Pueblo blanco  fronterizo, por tanto amurallado, conserva en buen estado varias torres: Mayorazgo, San Juan, La Corredera y las cuatro puertas de entrada a la ciudad medieval: Arco de la Segur, Puerta de la Villa, Sancho IV y Puerta Cerrada.

El castillo (S. XI-XVI) en la parte más alta del pueblo, combina elementos árabes y cristianos y se accede a él por un bello arco de herradura. Vejer se ve perfectamente  por la mañana, recorra a pie este pueblo singular y disfrute de sus rincones, las casas blancas, la piedra de sus muros.

La huella del gótico-mudéjar, la renacentista y  el barroco están presentes en edificios civiles y religiosos, iglesias, palacios, conventos, como el Convento Hospedería de San Francisco, en La Plazuela , que es un hotel-restaurante para no perderse, impresiona dormir en esas antiguas estancias de piedra pero con las comodidades del S. XXI. De allí subimos hacia el palacio del Marqués de Tamarón, casa solariega del S. XVIII que sirve de centro de interpretación de la localidad.

Llegará  al arco de la Segur, contemporáneo de los Reyes Católicos donde el recinto amurallado alcanza el mayor grosor, y entre sus muros el bar Janis Joplin, toda una institución de los años 70. En la calle Nuestra Señora de la Oliva está la iglesia del Divino Salvador que conserva un retablo de cerámica, y que alberga el alminar de la mezquita, el románico-gótico en los arcos y el gótico del rosetón.

Lo mejor, perderse entre sus calles, callejones, como el callejón Oscuro, los patios embellecidos durante el mes de mayo, no se pierda los de la Casa del Mayorazgo junto al arco de Sancho IV solicitando permiso a los vecinos ya que es paso obligado a la torre del Mayorazgo desde donde podrá tener una panorámica espectacular de la costa de Zahara de los Atunes, la costa africana y la laguna de la Janda, hoy un arrozal.

Para terminar el paseo la plaza de España con su fuente de azulejería sevillana y tomar un respiro en alguna terraza, aquí también están algunos de los mejores restaurantes del pueblo, el Jardín del Califa, Trafalgar. Consultar la Guía Gastronómica.

La historia cuenta que un rico árabe del siglo XV, Alí Ben Rachid se enamoró de una joven "vejeriega" muy hermosa Catalina Fernández, la tomó por esposa  pero fueron expulsados de la Península y se la llevó a su palacio en tierras musulmanas. La joven estaba triste pues echaba de menos su pueblo y su gente; el marido para contentarla y hacerla feliz le construyó un pueblo a imagen y semejanza de Vejer, y fundó así la ciudad de Chaouen en Marruecos. Por eso estos dos pueblos están actualmente hermanados debido a los lazos históricos y a la gran similitud entre ellos.          

Entre sus actividades culturales podrá disfrutar de las noches flamencas de la Segur que se celebran en agosto en el recinto de la fortaleza medieval. En el término municipal, en la carretera A-48 (Km. 42) a unos 15 Km. del pueblo existe un complejo novedoso Montenmedio, que combina oferta turística con representaciones artísticas y deportivas. Merece la pena visitar su colección de arte contemporáneo, con artistas como James Turrell o Marina Abramovic. Durantet el verano pone en marcha un espectáculo visual maravilloso coincidiendo con el anochecer. También ofrece restauración y una oferta de ocio para todos los públicos: monta a caballo, conducción de quads, todoterrenos, avistamiento de aves....

A tan sólo 9 Km. está la costa y el pueblo cuenta con una de las mejores playas del litoral gaditano, El Palmar, 4 Km. de arena fina dorada, muy atractiva para los aficionados al surf.  Numerosos chiringuitos recorren la playa, para comer, tomar una copa o escuchar música en directo como el Cartero.

Por otro lado destacar que una  de sus fiestas más tradicionales y populares es el “Toro embolao” que se celebra el domingo de Resurrección, en el que sueltan un toro por las calles estrechas del pueblo.

Siguiendo por esta costa llegará a Barbate, esta localidad marinera es el centro neurálgico del atún de almadraba y donde podrá conocer cómo es un "ronqueo"(el despiece del atún), cómo se corta la mojama, cómo se hacen las conservas de pescados de nuestra costa y que son la industria principal de este pueblo.

Aproveche para hacer una excursión por los senderos que ofrece el Parque Natural de la Breña y Marismas de Barbate.

Si desea hacer un curso de español para completar su estancia en este hermoso pueblo hay una escuela de calidad con muchos años de experiencia, la Escuela de español La Janda 

En torno al atún de almadraba:

Ruta del Atún de almadraba

Compuertas  en barco, degustaciones, cursillos express

Herpac, propuestas fin de semana con alojamiento, visitas a la conservera, ronqueo del atún, degustaciones.

Pastelería Galván. Dulces típicos como la torta vejeriega: c/Altozano, 3

Xauen Pastelería andalusí- dulces árabes. Polígono industrial-Cañada Ancha, 1

Turismo de Vejer 

MEDINA SIDONIA

Situado en la comarca de La Janda en el corazón de la provincia, y en la Ruta del Caballo y el Toro, Medina conserva intacto todo el sabor medieval que le ha proporcionado su historia. Fundada por los fenicios, fue una importante colonia romana y capital de la cora musulmana de Sidonia.

Considerado uno de los pueblos más hermosos de Andalucía pasear por las calles de Medina es como retroceder a la Edad Media. Enclavada sobre el llamado Cerro del Castillo fue declarada conjunto histórico y de su época medieval conserva los restos del castillo construido sobre el alcázar musulmán. Destacan numerosos arcos medievales, puertas de entrada al recinto, el Arco de la Pastora (S. X), del Sol (S. X-XIII) y el Arco de Belén (S. XII-XV). También interesante de ver su iglesia parroquial Santa María la Mayor Coronada (S. XV-XVII) de estilo gótico y plateresco, que tiene una virgen de alabastro que regaló Alfonso X el sabio. Fuera del núcleo urbano está la Ermita de los Santos Mártires, de época visigoda  fechada en el año 403, es la más antigua de Andalucía.

Bueno, en esta visita no olvide acercarse a la antigua Asido Caesarina romana que en su conjunto arqueológico conserva restos de cloacas, alcantarillado, salas, viviendas y parte de la calzada que discurre a cuatro metros por debajo de la calle. Algunos edificios civiles merecen verse como el Ayuntamiento, las Caballerizas del Duque, el Museo Etnográfico, situado en una casa palacio, rescata del olvido muchos de los enseres que formaron parte de la vida cotidiana de los antepasados de Medina Sidonia. La exposición se desarrolla en base a tres grandes temas: las actividades agropecuarias, los oficios artesanales y la vida cotidiana.

¿Ha oído hablar del alfajor de Medina? Este producto con denominación geográfica protegida es un dulce de origen árabe elaborado con técnicas tradicionales y con ingredientes de primera calidad: miel, almendras, harina, especies como ajonjolí, matalauva, canela, clavo. A este se añaden otros dulces típicos como las tortas pardas, los amarguillos, etc. toda una repostería exquisita para no perderse.

Coincidiendo con el puente de la Constitución se celebran todos los años las Jornadas de puertas  abiertas del pueblo durante las cuales se puede disfrutar de un extenso programa con diferentes actividades, espectáculos y exposiciones que acompañan a las rutas establecidas por monumentos y patios de casas, y un mercado artesanal.

Si quiere conocer de cerca una finca ganadera, ver como se crían los caballos y los toros y cual es su hábitat, acérquese a la finca Los Alburejos para ver el espectáculo "A campo abierto", muy cerca del pueblo.

Les proponemos otras actividades interesantes en las cercanías de Medina:

Para una cena especial y si la quiere acompañar de algún espectáculo, nada mejor que el Hotel Utopía, también en Benalup, un hotel boutique ambientado en los años 30 que ofrece regularmente actuaciones en directo.

 

En la finca Herederos de Cebada Gago, en un entorno natural conocerá estos animales únicos acompañados por expertos guías. Su belleza, sus cuidados, sus costumbres, la cría, su selección... ¡Viva una experiencia sin igual junto a unos animales de pura raza!

 

Información de interés:

Turismo de Medina Sidonia

Museo Arqueológico Municipal.

Conjunto arqueológico "Asido Caesarina". C/Ortega,10

Finca Los Alburejos, Ctra. Medina A-396 Km.1

Pastelería Sobrina de las Trejas (dulces árabes). Plaza de España,s/n. Benalup-Casas Viejas.

TARIFA

Asomada al mar, Tarifa, Al-Yazirat Tarif (isla de Tarif) para los musulmanes,  es el extremo más meridional de Europa y el punto más cercano a África; es una localidad plena de historia y de belleza natural con mayor proyección turística en la provincia, y se ha convertido en destino imprescindible para los aficionados al windsurf y al kitesurf.

Poblada desde la más remota antigüedad conserva restos arqueológicos importantes, como la necrópolis de los Algarbes, monumento funerario de la Edad del Bronce y de la época romana, Baelo Claudia ubicada en la ensenada de Bolonia, un lugar virgen y con una de las mejores playas de la provincia.

Podrá comprobar que el trazado urbanístico recuerda a los pueblos del norte de África, con sus casas blancas, sus plazas, calles animadas, donde se mezclan los visitantes de todas nacionalidades con los propios tarifeños. Entre las calles más concurridas, Batalla del Salado  donde podrá encontrar estupendas tiendas con ropa deportiva marca Tarifa y La Calzada con bares y restaurantes con una oferta gastronómica en la que destaca el voraz del Estrecho también conocido como besugo de la pinta, obligatorio comerlo en Tarifa.

Vaya a ver el mercado, pequeño, pero con una estupenda oferta en pescados y mariscos de la zona. También las conservas tienen fama, La Tarifeña es la marca más reconocida, y destacan la melva y la caballa. Entre en alguna de las pastelerías, Bernal o La Tarifeña y cómase un tranvía, un merengue tamaño king size o el rey de los pasteles, el tocino de cielo.

Entre los  sitios interesantes mientras pasea, en primer lugar el impresionante castillo de Guzmán el Bueno, de los ss. X-XV, lo mandó construir el califa cordobés Abderramán III, está muy bien conservado y se puede visitar, y también destacar las murallas que rodean el casco antiguo que son  de la misma época. Seguro que conoce la historia de Alonso Pérez de Guzmán que dio nombre a la fortaleza de la que era alcaide en 1294. Según la leyenda estando asediado el castillo y su hijo en manos enemigas, Guzmán el Bueno lanzó un cuchillo para que mataran con él a su propio hijo antes que sucumbir al chantaje que le hacían los sitiadores.

Suba hacia la plaza del Ayuntamiento donde encontrará una agradable alameda y un mirador para quedarse un rato sorprendido con las vistas del Estrecho de Gibraltar y de África, a un tiro de piedra.

Como hemos comentado Baelo Claudia se encuentra en Bolonia, a unos 15 Km. aprox. Esta ciudad romana fundada en el s. II a.C. alcanzó un gran desarrollo económico y urbano, su principal industria consistió en la salazón de pescados, obtenidos la mayoría por el sistema de almadrabas introducido por los fenicios, y la elaboración de la famosa salsa "garum" que se exportaba a todo el imperio romano. Bueno lo que aconsejamos es que no se pierda esta visita.

En el mismo recinto encontrará el Centro de visitantes de Baelo Claudia con objeto de que se lleve una visión más global y completa y le ayudará a conocer y apreciar este enclave artístico, además de poder disfrutar de unas vistas inigualables de los restos arqueológicos, de la costa gaditana y del Estrecho de Gibraltar.

En cuanto a las actividades de ocio os proponemos:

Un paseo en barco por el Estrecho para el avistamiento de cetáceos, un espectáculo en el que se pueden ver diferentes tipos de delfines, la ballena calderón, el rorcual común y con suerte el cachalote y la orca.

Ir a sus playas: playa Chica, Los Lances, Valdevaqueros, Bolonia, extensos arenales que con la ayuda del viento de levante son un lugar de culto para los aficionados a los deportes náuticos.

Dar un curso de kitesurf o windsurf en alguna de las escuelas existentes

Practicar alguna actividad de turismo activo en alguno de sus cuatro espacios naturales protegidos: parque natural de Los Alcornocales, parque natural del Estrecho, paraje natural playa de Los Lances, monumento natural Duna de Bolonia (30 mts.)

Para los aficionados al avistamiento de aves, el Estrecho es un lugar privilegiado. Lugar de migración, paso obligado de aves en su recorrido de Europa a África y viceversa, en alguno de sus espacios naturales podrá observar el paso de miles de aves. El paraje natural Marismas del río Palmones cuenta con un observatorio ornitológico.

Para los amantes del golf la comarca cuenta con algunos de los mejores campos de golf de Europa: Alcaidesa, Sotogrande, Valderrama, Almenara, San Roque, etc. 

Un curso de español mientras está de vacaciones o disfruta de una estancia más larga:

Escuela hispalense

Al Andalus Language School

Enlaces de interés

Turismo de Tarifa

Centro de visitantes Baelo Claudia

Avistamiento de cetáceos:

www.turmares.com

www.whalewatchtarifa.net

www.aventuramarina.org  

www.firmm.org

www.circe.biz

 

Casa Campana en Arcos de la Frontera.
Tarifa.