Gira tu dispositivo para una experiencia óptima

EN · ES · DE

5 días

Cultura

Playa

Cádiz relax

Blanca espuma de mar


1

Iniciación al gaditanismo ilustrado

En los próximos 5 días vamos a hacer un curso intensivo de gaditanismo. Conoceremos el patrimonio, historia, cultura, entornos naturales, gastronomía, tradiciones y costumbres de la ciudad de Cádiz. Esperamos que para el final de esta experiencia la trimilenaria te haya envuelto de tal modo que comprendas por qué tantos poetas, escritores y músicos han sentido la necesidad de cantarle.

Lección número uno: olvídate del coche. Usaremos transporte público. Así que déjalo aparcado en el parking de tu alojamiento (aségurate de que tiene plazas disponibles) o en un aparcamiento público  O mejor aún, ni te lo traigas. Puedes venir en tren, barco, autobús y en avión. Eso sí, si vienes en coche, entra en Cádiz por el acceso norte. Circularás sobre el nuevo puente de la Constitución de 1812 y podrás contemplar una de las panorámicas más bonitas de Cádiz.

Esta primera jornada la dedicaremos a conocer la historia y el patrimonio civil. Al menos un resumen. Tres mil años no se pueden resumir tan fácilmente. La web de turismo municipal propone varias rutas culturales  Además, hay cuatro posibles paseos turísticos identificados por líneas de colores pintadas en el suelo.

Sin ánimo de ser exhaustivos, básicamente hay 5 hitos históricos que marcan el devenir de la ciudad y el cómo es hoy en la actualidad: 1. las épocas fenicia y romana, de las que hay restos por todo Cádiz; 2. un asalto anglo-holandés a finales del S.XVI que arrasó la ciudad y que se tradujo en su fortificación; 3. el traslado a Cádiz de la Casa de Contratación de Indias en el S.XVIII se tradujo en la época de mayor esplendor; 4. la guerra de la independencia contra las tropas napoleónicas y la proclamación de la constitución de 1812 -la llamada constitución de Cádiz o La Pepa-; y 5, una explosión en 1947 que provocó más de 150 fallecidos, devastó la parte de extramuros y, a la postre, supuso su urbanización y configuración actual.


Inserta aquí una nueva sección

2

Panorámicas

A nosotros siempre nos ayuda conocer la ciudad desde lo general a lo concreto, así que para situarnos, haremos un recorrido en el autobús panorámico. El billete incluye un paseo audiodescrito por algunos de los lugares más emblemáticos de la ciudad: la Alameda Apodaca, Paseo Marítimo, Puertas de Tierra, iglesia de San josé (S.XVIII) ..., dos tours a pie por los barrios de El Pópulo y La Viña, así como descuentos en la entrada a la Catedral y la Torre Tavira, entre otros. Además, puedes subir y bajar cuantas veces quieras.

Nuestra primera visita será a la plaza de España. Veremos el monumento a Las Cortes (S.XX), con el que Cádiz recordó el primer centenario de la promulgación de la constitución de 1812. Las localidades de la provincia de Cádiz quedaron profundamente marcadas -algunas arrasadas- por la guerra (1808-1814), el asedio francés y la defensa de la ciudad de Cádiz, pero su resistencia posibilitó la firma de la primera carta magna española.  

En los alrededores, pueden contemplarse edificios singulares, levantados en la época de mayor esplendor de la ciudad (S.XVIII) como el Palacio de la Diputación -antigua casa de la contratación-, las casas de las Cinco Torres y las Cuatro Torres. Son ejemplos de la arquitectura que verás que se sucede en el centro histórico. Casas palacio de tres o cuatro plantas, profusamente decoradas en las fachadas. La entreplanta se dedicaba a oficinas, la primera era la principal y en las superiores estaba el servicio. Torres vigías coronaban los edificios. Servían para avistar los barcos cargados de mercancías que llegaban de las américas. Aún se conservan más de un centenar de estas torres.



3

Ciudad constitucional

Luego iremos al museo de Cádiz (Plaza de Mina) Muestra piezas arqueológicas, pictóricas, escultóricas y etnográficas de gran interés procedentes de toda la provincia de Cádiz. De la colección, destacan los sarcófagos fenicios hallados en Cádiz y, especialmente, el femenino (470 a.c), una escultura de Trajano (S. I) procedente de Baelo Claudia (Tarifa) y varias obras de Zurbarán, entre otras muchas piezas desde la prehistoria hasta la actualidad. La visita es gratuita para ciudadanos y residentes en la Unión Europea.

A continuación, caminaremos hacia el Oratorio de San Felipe Neri (S.XVIII). Este hermoso templo religioso de planta elíptica resultó ser ideal para desarrollar los intensos debates de los diputados doceañistas. Los nombres de muchos de ellos son recordados en varias lápidas colocadas en la fachada. Del interior, destacan el retablo mayor y un lienzo de Murillo. La visita es posible de martes a domingos.

Justo al lado, en la calle Santa Inés, visitaremos el museo de Las Cortes (1912). Acoge piezas relacionadas con la proclamación de la Constitución de Cádiz. Resalta una  maqueta de Cádiz, de gran tamaño, realizada de caoba y marfil en 1777. La entrada es libre, de lunes a viernes, en horario de mañana. 

Antes de comer aún nos da tiempo de subir a la Torre Tavira. Situada en el punto más alto de la ciudad, en su día fue torre vigía oficial del puerto. Hoy es un atractivo turístico, no solo por el mirador y las vistas que se aprecian de la ciudad, sino por la curiosa perspectiva que ofrece su cámara oscura.



4

Yacimientos arqueológicos

Después de almorzar, haremos un viaje al pasado gracias a una visita al yacimiento arqueológico Gadir (C/ San Miguel), en el que podremos conocer cómo era la vida en Cádiz en época de los fenicios. Abierto de martes a sábado en horario de mañana y tarde. Domingos sólo por la mañana (más información en el 956 226 337).

Luego iremos por las calles Javier de Burgos y Montañés hasta Candelaria. Esta pequeña plaza ajardinada acoge ejemplares de especies arbóreas de gran valor por su rareza o edad. Está presidida por una estatua de bronce de Emilio Castelar, un político nacido en Cádiz. De los edificios, destaca el asilo de Oviedo (número 15) y la actual sede de la delegación provincial de Juventud (número 6). Merece la pena pararnos a merendar en el Café Royalty (1912). De gran belleza y elegantemente decorado al estilo romántico, el establecimiento experimenta una segunda juventud gracias a una restauración meticulosa que lo ha rescatado del olvido.  (CERRADO TEMPORALMENTE)  

De aquí iremos al yacimiento arqueológico del Teatro Romano (70 a.c), uno de los más antiguos y grandes de la península ibérica. Apenas se ha podido excavar una parte. El resto de la estructura continúa debajo del barrio El Pópulo. Aún así, la visita es muy recomendable para, entre otras cosas, apreciar la importancia que tuvo la ciudad en la época romana. Acceso gratuito.  (CERRADO TEMPORALMENTE) Más información: 677982945

Por último, atravesaremos el barrio de Santa María para llegar hasta Las Puertas de Tierra (S. XVI). Visitaremos el paseo superior y el torreón. La estructura defensiva tuvo un papel primordial en la defensa de la ciudad durante el asedio napoleónico y, más tarde, en la explosión del S.XX (la fortificación frenó la onda expansiva y evitó un daño aún mayor). El acceso es gratuito.

Va siendo hora de cenar. Ahí cerca, en la calle Plocia o en la plaza de San Juan de Dios encontrarás varios buenos sitios para comer.  



5

ÉPOCA DE ESPLENDOR

Hoy vamos a seguir con las visitas turísticas, pero vamos a introducir un elemento que nos facilitará la movilidad. Nos desplazaremos en segway. Los hemos alquilado por un día en una tienda que hay en la calle Sopranis (también hay bicicletas y patinetes eléctricos, además de otros vehículos de movilidad personal. Información y reservas en el 695 55 55 57).  Pide que te informen sobre los lugares por los que está permitido circular y en qué condiciones, porque puede variar de una ciudad a otra. En líneas generales, en Cádiz, con este tipo de vehículos podrás circular por los carriles bici y calzadas con límite de velocidad a 20Km/h. Aquí tienes publicada la normativa completa.

La jornada la emplearemos en tratar de visitar algunos de los edificios religiosos y militares más destacados. Nuestra primera parada será el Ayuntamiento de Cádiz (S. XVII). En la fachada, sobre la balconada, podrás apreciar los títulos de la “muy noble, muy leal y muy heroica ciudad de Cádiz”, concedidos al municipio a lo largo de su historia por su papel en acontecimientos relevantes, así como un relieve de Hércules. Son muchas las referencias al héroe clásico que verás por la ciudad, ya que fue su “fundador y dominador”, según reza el escudo de Cádiz. El reloj situado en la torre marca las horas al compás del célebre compositor gaditano, Manuel de Falla.

De ahí nos dirigiremos a la Catedral de Cádiz (S.XVIII-S.XIX). Te sorprenderá la delicadeza de la construcción, a pesar de su envergadura. Del interior, hay mucho que ver, pero no te pierdas la cripta. Sobrecogedora. La entrada a la Catedral incluye audioguía y acceso a la Torre de Poniente, desde donde podrás disfrutar de las mejores vistas de Cádiz. En la plaza, unas piezas de mármol dibujan la planta del templo religioso. Ésta es una plaza muy concurrida. Hay muchos locales en el entorno en los que pararse a comer algo.

Aún puedes exprimir más el tique de la Catedral. Vamos al museo catedralicio (plaza Fray Félix). Es uno de los terceros más ricos de España, dicen. Junto a este edificio, está la que aquí llaman la Catedral Vieja, por razones evidentes. El rey Alfonso X El Sabio mandó construirla en el S. XIII, sobre una antigua mezquita. Fue reedificada en el S.XVI después de que un incendio provocado durante el asalto del S.XVI la destruyera por completo.



6

Entre castillos

Luego circularemos por el carril bici del Campo del Sur hasta el paseo Fernando Quiñones, un malecón (S.XIX) que une la ciudad con una isla en la que se encuentra el castillo de San Sebastián (S.XVIII). Pregunta en la oficina de turismo si la entrada al castillo es posible.

La historia del islote se remonta a los fenicios. Aquí situaron un templo dedicado a su dios principal, Baal Hammon. Por aquel tiempo, la isla formaba parte de una archipiélago y era mucho más grande. Se llamaba Kotinoussa. Llegaba hasta lo que hoy es la isla de Sancti Petri, frente a las costas de las vecinas San Fernando y Chiclana. Un canal de agua llegaba hasta la Bahía y la separaba de Erytheia, la isla situada más al norte. Ahí, frente al templo de Baal Hammon, se levantó un templo dedicado a la diosa Astarté.

A tu alrededor tienes una de las estampas más típicas y bonitas de Cádiz. El Campo del Sur, la playa de La Caleta con el balneario de La Palma (S.XX), el antiguo Hospital de Mora, los árboles del Mora (grandes ficus centenarios) y el castillo de Santa Catalina (S.XVIII), hacia donde nos dirigimos ahora. Quizá te llamó la atención ayer en la maqueta al museo de Las Cortes. Es ese castillo con forma de estrella que apreciabas junto a La Caleta. La estructura de la fortaleza se mantiene muy bien conservada. Visita obligada. La construcción alberga además exposiciones, talleres artesanales, conciertos y actividades culturales.

Yo no sé tú, pero yo tengo ya un montón de hambre. Vamos a la calle Virgen deLa Palma, nos sentamos en una terraza y nos pedimos una caballa con piriñaca. Recuérdame mientras comemos que te cuente la historia del maremoto (terremoto de Lisboa 1755). Por esta calle sacaron en procesión al simpecado de la Virgen de La Palma (la iglesia está al final de la calle), que obró el milagro de detener las aguas...



7

Fe y cultura

Después del almuerzo iremos por la larga calle Sagasta hasta la calle Rosario. Pasaremos por delante de la iglesia de San Lorenzo (S.XVIII), cruzaremos la calle Ancha, la iglesia del Rosario (S.XVI), el oratorio de la Santa Cueva (S.XVIII) y seguiremos hasta la iglesia de San Agustín (S.XVII). La talla del Cristo de la Buena Muerte es considerada una de las mejores esculturas españolas de su época. En la plaza y alrededores de la iglesia hay sitios muy chulos para comer.

Ahora iremos a la calle San Francisco y subiremos de ahí a la plaza del mismo nombre. Hay varios locales en los que puedes parar a tomarte un refrigerio. La plaza está presidida por un convento (S.XVII). Es sede de la cofradía más antigua de la localidad.

Seguramente es hora de que devolvamos los segway.  Aprovecha y piérdete por el barrio de Santa María. Por allí están las iglesias de Santa María (S.XVI, reconstruida después en el S.XVII) y La Merced (S.XVII). En la primera, la imagen de Jesús Nazareno es muy venerada en la ciudad. Es tradición venir a rezarle los viernes. De la segunda, se conserva la fachada y la torre. Por el barrio encontrarás muchos y buenos sitios para degustar la rica gastronomía gaditana.



8

Un baño en el Atlántico

En el ecuador de nuestra experiencia, vamos a relajarnos echando un día de playas y compras. No importa mucho donde te hayas alojado. En Cádiz siempre tendrás cerca una magnífica playa. ¿Tu alojamiento está en el centro? Pues coges la toalla, las chanclas, el pareo y te vas a La Caleta. ¿En Puertas de Tierra? Sin problemas. Te vas a la playa de Santa María del Mar . ¿Estás en el entorno de La Avenida en cualquiera de sus tramos? Pues nos vamos a La Victoria. ¿Te has alojado cerca de la entrada sur? Quedamos en Cortadura.

En cualquiera de ellas estarás en la gloria. No obstante, hay que reconocer que son playas diferentes y, por tanto, encontrarás distintos ambientes. La Caleta y Santa María son playas más pequeñas y familiares. La Victoria es el ejemplo perfecto de playa urbana turística. Cortadura es una playa seminatural, con el encanto de ser un entorno virgen pero, a la vez, con todos los servicios.

Si es verano, te apetecerá darte un baño, tomar el sol plácidamente en una tumbona, o leer esa novela que tienes entre manos. A lo mejor te vienes arriba y te apetece pillar unas olas, practicar paddel surf, kite, o aprender a hacerlo. ¿Por qué no?  Muchas empresas dan cursos de iniciación y alquilan los equipos: Offshore -tfno 670511204-, Cádiz Surf Center -tfno 956 06 80 26-, Hopupu Surf and Camp – tfno 609 33 03 13-, Frussurf -tfno 617 52 80 78



9

Terrazas con vistas

En caso de que descartes la idea de ponerte a remojo porque el tiempo no acompañe, paseo por la orilla o prueba los sabores gaditanos en alguno de los establecimientos hosteleros del paseo marítimo. Incluso puedes ir la zona de La Bahía. Es como llamamos aquí a la zona de la costa que da al saco interior de La Bahía de Cádiz. Hay un paseo muy agradable para recorrer, unas vistas maravillosas para admirar (el Puente de la Constitución de 1812, Puerto Real, San Fernando, El Puerto, el Puente Carranza...) y pescado y marisco fresco del que nos gusta en Cádiz.

Para llevarte algún recuerdo, tienes muchas opciones. A lo largo de la avenida principal hay tiendas de ropa, souvenirs, calzado... En el centro, las calles Corneta Soto Guerrero, Columela, Pelota, Ancha, Compañía... aglutinan la mayor parte de estos establecimientos. Además de lo anterior, encontrarás tiendas artesanales, gourmé, manufactureras... El casco antiguo es como un gran centro comercial al aire libre. Si prefieres un centro comercial en su sentido más tradicional tienes uno en la avenida de Las Cortes.



10

Invierno y primavera en Cádiz

El plan para este día dependerá un poco de la fecha de tu viaje a Cádiz. Vamos a dedicarlo a enseñarte algunas de nuestras fiestas y tradiciones.

El carnaval, de interés turístico internacional, es la fiesta más importante de las que se desarrollan en Cádiz. El pistoletazo de salida lo da el inicio del concurso de agrupaciones carnavalescas, en el que chirigotas, comparsas, cuartetos y coros compiten por presentar los mejores repertorios y tipos (disfraces). Es una carrera de fondo que entre ensayos y actuaciones dura varios meses y cuya línea de meta es la Gran Final del Teatro Falla. Después de la Final, los gaditanos se echan a las calles a disfrutar de la fiesta. Eventos gastronómicos, actuaciones en las calles, concursos organizados por peñas y asociaciones carnavalescas, cabalgatas y pregones se suceden durante una semana.

Así que si vienes en carnavales, no puedes irte sin una foto ante la fachada de la casa de los ladrillos coloraos -como se conoce aquí al Gran Teatro Falla (S.XIX-XX) dada su singular decoración al estilo mudéjar-. El resto del año, el teatro acoge una interesante programación cultural. También son posibles las visitas guiadas (pregunta en la oficina de turismo). La fachada del edificio de Correos, las plaza de Las Flores, San Antonio, San Agustín, Palillero, los alrededores del Mercado Central y cualquier parte del barrio de La Viña son puntos de interés durante los carnavales.

Terminado el carnaval, las cofradías y bandas musicales comienzan los ensayos procesionales. La Semana Santa tiene gran arraigo en la ciudad.  Quien no sale de penitente, lo hace de cargador, o acude a ver los pasos, en los que tallas centenarias recorren la ciudad portadas por su hermandad y al compás de las marchas. La semana de la pasión en Cádiz es, además, una gran muestra de arte sacro. Devoción para unos. Mera curiosidad o atractivo turístico para otros. Única para todos. En la web del Consejo Local de Hermandades y Cofradías encontrarás información sobre la programación, historia de cada hermandad y datos sobre sus titulares, palios y pasos. 



11

Verano

En el capítulo tradiciones, no podemos olvidarnos de los títeres. Hay un museo en las bóvedas de Santa Elena con una muestra de más de 300 títeres representativos de diferentes partes del mundo. Entre ellas, algunas de la Tía Norica, una compañía titiritera gaditana con más de 200 años (las piezas más antiguas se exponen en el museo provincial). Además, cada mes de mayo se celebra en Cádiz un festival internacional de títeres y marionetas.  

En junio, por el día de San Juan se queman los juanillos, representaciones en tono crítico o chistoso protagonizadas por monigotes. Entre julio y agosto -según el calendario de la liga nacional de fútbol- se celebra el Trofeo Carranza, un torneo veraniego cuya celebración traspasa los límites del campo. Hasta hace no mucho, el día de la final, se celebraban barbacoas en la  playa de forma masiva. Hace pocos años esa costumbre se ha cambiado por actuaciones de agrupaciones carnavalescas y batallas de coplas en el paseo marítimo. A final de agosto, se celebra el entierro de la caballa, una divertida procesión en tono irónico que viene a poner fin al verano gaditano.



12

Otoño e invierno

A finales de octubre, por las festividades de Todos los Santos y Difuntos, se celebran Los Tosantos. En este día, los puestos de los mercados de abastos escenifican asuntos cotidianos y de actualidad utilizando frutas, pescados, carnes y verduras disfrazados. Es muy difícil de explicar. Hay que verlo. El mercado merece una visita cualquier día del año. Además, hay un espacio gastronómico.

A partir de mediados de diciembre, el espíritu navideño lo inunda todo con belenes visitables, atracciones para los más pequeños, música en las calles... Las noches del 24 y, especialmente el 31, se suelen organizar cenas y cotillones para celebrar la entrada del nuevo año. El 5 de enero, una cabalgata pasea a los reyes magos de oriente para que salude a los niños y niñas de Cádiz, nerviosos ya porque esa noche irán a sus casas a dejarles regalos. Si han sido buenos, claro.

El resto del año hay festivales flamencos, de teatro, de documentales, verbenas populares...



13

Parque natural,  espacios verdes y estampas gaditanas

Este último día queremos enseñarte nuestros espacios naturales. El más importante es el parque natural de la Bahía de Cádiz, por sus valores etnográficos, paisajísticos y variedad de especies de flora y fauna. Para conocerlo, te proponemos alquilar una bici todoterreno (por ejemplo, en Las Bicis Naranjas: tfno 956 90 76 71) y hacer el sendero que une Cádiz y San Fernando. Tranqui, no lo haremos entero.

Tenemos que salir temprano y asegurarnos de llevar agua, gorra y protección solar. No hay una pizca de sombra en todo el camino. El sendero discurre por un camino de servicio junto a las vías del tren. Comienza en la confluencia entre las calles Prado del Rey y El Puerto de Santa María. La primera parte no tiene mucho más interés que el placer de pedalear por un itsmo de arena y las vistas a la Bahía. Queremos llegar al área recreativa de Santibáñez, donde podrás descansar un rato y contemplar el paisaje de salinas y esteros que definen a este parque natural. Flamencos, cigüeñelas, charrancitos y otras aves habitan en este entorno. Hay restos de estructuras defensivas, antiguas casas y antiguos molinos de marea ligados a la extración de sal y la molienda de grano.

A la vuelta, puedes ir a la playa de Cortadura (por ahí hay un cambio de sentido que te llevará al otro lado de la autovía). Haremos snorkel y descubriremos la fauna que se esconde entre las rocas marinas.

De vuelta a Cádiz, si te gusta la botánica, no puedes dejar de conocer la Alameda Apodaca, el paseo Carlos III y el Parque Genovés. No te vayas de Cádiz sin asomarte a la balaustrada. En el jardín de Los Cinco Continentes (avenida Juan Carlos I) hay especies muy curiosas, representativas de diferentes zonas del planeta. Además, se come muy bien.

Lo que queda de tarde lo dejamos a tu libre albedrío. Aún tienes tiempo para conocer algo del Cádiz oculto y misterioso,pasear por la muralla de San Carlos hasta la Punta de San Felipe y hacerte un selfie con la estatua Gades, ver los restos del acueducto romano en la plaza de Adrúbal y de las necrópolis fenicia y romana en el parque Kotinoussa. Quizá prefieres un espectáculo flamenco en alguna peña, como la de La Perla de Cádiz, cenar en alguna terraza de la plaza de El Mentidero y conocer algo del ocio nocturno local. Aburrirse en Cádiz es bastante complicado. ¿A qué hora quedamos?



14

itinerario y recorrido


Kilómetros: 12.3 kilómetros.
Tiempo estimado: 42 minutos.
Días recomendados: 5 días.
Atractivos: Playa y cultura.
Ver recorrido en mapa: Google maps.



COMPARTIR